Profile: Shabazz Muhammad

Foto: UCLA
Posición: Escolta / Alero
Altura: 6’6’’
Peso: 225
Edad: 20 años
Universidad: UCLA
Estadísticas 2012/13: 17.9 puntos, 5.2 rebotes, 0.8 asistencias, 0.7 robos.

Proyección en el draft (nbadraft.net):
15
Proyección en el draft (Draft Express):
9
Proyección en el draft (HoopsHype):
17
Proyección en el draft (NBA.com):
9
Proyección en el draft (ESPN): 16
Comparación NBA: Nick Young, Corey Maggette.

Probablemente una de las grandes decepciones de la temporada. El joven jugador llegaba a la competición universitaria con problemas de elegibilidad, lo que le llevó a perderse algunos partidos del inicio de competición, y si bien sus números este año han sido destacados en el equipo no ha sido ese líder nato capaz de llevar a los Bruins lo suficientemente lejos en el torneo de conferencia ni en el March Madness. Además, sus flojos workouts tras el final de temporada han hecho que Muhammad -considerado un top 5 del draft al inicio de la campaña- vaya a tener serios problemas para acabar siendo lottery pick en un draft con un nivel muy bajo.

Sus condiciones para ser jugador NBA son ideales pese a su corta edad, un físico bien trabajado, buena mecánica de lanzamiento, buena ética de trabajo y sobretodo un instinto anotador terrorífico, probablemente uno de los mejores jugadores de este draft en este aspecto. Jugador zurdo, dispone de una facilidad pasmosa para abrirse espacios y generarse sus propios tiros, siendo una amenaza desde cualquier punto de la pista. Frente a defensores más delgados o de menor constitución física es incluso capaz de irles a postear en la pintura, sacando ventaja por velocidad y por fuerza. Buen reboteador defensivo.

Pese a que dispone de muy buenas cualidades físicas y el tamaño idóneo para ser un sólido defensor en el otro lado de la canasta, no es un jugador que se prodigue en dicha ocupación, siendo su pasividad defensiva una de las razones por la cual se le echa mucho en cara su evolución para jugar a primer nivel entre profesionales. También se le achaca cierta falta de intensidad en determinados momentos del partido y su irregularidad en el tiro es algo en lo que mejorar este verano. Mismo caso ocurre a la hora de leer los ataques de su equipo, siendo un jugador algo egoísta prefiriendo resolver él mismo las jugadas que encontrar a algún compañero libre.  

A pesar de sus carencias, la mayoría de ellas por falta de intensidad o por malas decisiones, el hecho de que un jugador del talento y potencial de Muhammad esté proyectado fuera de los puestos de lotería podría suponer uno de los robos más claros del draft, ya que a lo poco que mejore sus capacidades puede ser uno de los más interesantes proyectos de esta generación.


0 comentarios: