Cuttino Mobley debe de forzar su retirada por problemas cardíacos

Formó un gran tándem con Steve Francis en los Houston Rockets, equipo al que llegó en la temporada 98-99 desde el anonimato de la segunda ronda del draft de 1998. Allí coincidió con tres miembros del Dream Team: Olajuwon, Pippen y Barkley. En Houston se reunieron en un intento inútil por conseguir un anillo demasiado complicado para unos físicos demasiado desgastados. La temporada siguiente fue uno de los líderes junto con Steve Francis, número 2 del draft. La campaña fue mala pero este dúo permitía soñar con futuros grandes éxitos. La pareja se convirtió en trío con la llegada de Yao Ming en el 2002 pero los playoffs no llegaron hasta el 2003-04. Los Lakers, al igual que en año de su debut, barrían a los Rockets en primera ronda. No había dream. Ming ya era el centro de atención y la viga maestra sobre la que edificar el futuro, mientras que Francis y Cuttino no acababan de cumplir con las expectativas. La paciencia colmó el vaso y la pareja fue traspasada junto con Cato a Orlando Magic, a cambio de Tracy McGrady. En Florida se rompió el matrimonio ya que tras 20 partidos Mobley fue traspasado a Sacramento a cambio del veterano Doug Christie. Esta temporada mejoró su lanzamiento de tres lo que le valió un suculento contrato con los Clippers, donde ha sido una de sus estrellas en los últimos años, guiando al pariente pobre a los playoffs del 2005, donde cayeron en semifinales ante los Suns.

Como todos saben, Cuttino Mobley y Tim Thomas, dos de los valores más regulares -y veteranos- de los Clippers fueron envíados a cambio de Mardy Collins y Zach Randolph dentro de la operación de liberación de dinero diseñada por Walsh con vistas al mercado de agentes libres del 2010. Aquí aparece el desenlace de esta historia. Un exámen médico dictaminó una irregularidad cardíaca conocida ya por el propio escolta. El traspaso se detuvo pero finalmente los Knicks dieron el visto bueno. Posteriores exámenes -Mobley visitó a cuatro especialistas de todo el país- no sólo confirmaron la enfermedad sino que revelaron que el escolta sufría una cardiomiopatía hipertrófica. Esta misma dolencia frenó la carrera y la vida de Reggie Lewis, en los Celtics, o de la estrella universitaria de Loyola-Marymount, Hank Gathers, que cayó fulminado en una transición defensiva durante un encuentro colegial.

Como hemos indicado anteriormente, los Knicks aprobaron el traspaso a sabiendas de la enfermedad de Mobley. Donnie Walsh no quiso frenar la operación para conseguir a LeBron James o Dwyane Wade en el 2010 pese a no poder contar con el escolta de Pennsylvania. Un mal menor para tan preciado tesoro. Los negocios son los negocios. Afortunadamente el trade permitió detectar una causa elevada de mortandad para Mobley, quien deberá llevar una vida alejada de todo esfuerzo físico. Deja la competición tras 11 temporadas a gran nivel en las que ha promediado 16 puntos, 4 rebotes, 2.7 asistencias y 1.2 recuperaciones.

Curiosamente los tres jugadores que pasaron de los Rockets a los Magic llegaron a los Knicks por distintas vías y dos de ellos -Francis va en camino- ya han finalizado su carrera en la NBA. Al adiós de Mobley cabe recordar que Kelvin Cato fue despedido tras 18 encuentros en el 2006 y ya no ha vuelto a jugar en la NBA. El único "superviviente", Steve Francis, todavía no ha podido debutar con los Rockets por culpa de sus contínuas lesiones en el cuadriceps y no tiene fecha de retorno.

SoloBasket

1 comentarios:

una pena que se retire por esto. vaya tandem hicieron en Houston pero los celos de Francis hacia Yao pudieron mas que el hambre de exito.

12 de diciembre de 2008, 19:49 comment-delete