NBA Draft Prospects (VI): Big East

Vamos con los chicos de la Big East.

Hasheem Thabeet, 7’3, Junior, Center, Connecticut

Enorme pívot tanzano del que se espera muchísimo esta temporada, al igual que de Connecticut, su equipo, después de haber defraudado un poco en las dos anteriores apariciones por la NCAA.

Este enorme jugador es el típico jugador grande, intimidador, de enormes brazos de la vieja escuela africana y con un potencial digno de cualquier franquicia NBA. Su principal punto fuerte es su intimidación y su poderío taponador y reboteador, que combinado con sus enormes 7’3’’ le hacen ser uno de los mejores pívots de la liga. Juega bien cerca del aro, es muy duro ante sus rivales y para la altura que tiene no corre mal la cancha.

Ofensivamente no se desenvuelve mal si está cerca del aro, ya que puede hacer sus habituales mates y tiene un buen juego de pies, pero a lo poco que se aleje un poquitín del aro es un jugador que se pierde un poco, y es algo que debe de mejorar si desea ser alguien importante en la NBA. Su otro principal defecto es su ineficacia en los tiros libres, cosa que esperemos que haya mejorado este verano y termine de afianzarse en su temporada junior.

Si todo va bien y Hasheem completa una gran temporada será un lottery pick que puede estar incluso entre los 8-10 primeros.

Jonny Flynn, 6-0, Sophomore, Point Guard, Syracuse

Después de una más que respetable temporada freshman, Jonny Flynn se destapa en esta nueva temporada NCAA como uno de los grandes bases de la liga.

Flynn es un jugador veloz, y su falta de un físico mejor formado lo contrarresta con excelentes habilidades para el uno contra uno, una distribución muy buena del juego, poderosos dribblings y un primer paso impresionante.

Además, es un jugador que es capaz de echarse el equipo a sus espaldas si necesita anotación, tiene una gran consistencia en su tiro y es capaz de realizar buenos lanzamientos desde media distancia aunque su selección de lanzamientos no sea siempre muy acertada. No es un mal triplista, aunque a veces se obsesiona si ve que sus tiros no le entran.

Defensivamente es donde más debe de mejorar Flynn, ya que su escasa estatura y su poco físico no le ayudan a defender a bases más físicos que el, lo que le obliga a provocar muchísimas faltas ante sus oponentes y a borrarse él solo muchas veces en los partidos.

Luke Harangody, 6-8, Junior, Power Forward, Notre Dame

Enorme la temporada sophomore que ha realizado Harangody esta campaña con los Fighting Irish, consolidándose como uno de los mejores jugadores interiores de la liga y siendo reconocido el pasado año con el premio al mejor jugador de la Big East, entrando además en el mejor equipo de la conferencia.

Este interior natural también de Indiana viene este año con ganas de más y dispuesto a llevar a Notre Dame a lo más lejos. A pesar de ser un jugador al que le hacen falta unos cuantos centímetros para llegar a ser dominador es un jugador muy agresivo, con un juego interior y un movimiento de pies muy bueno y con un exquisito gancho con su mano derecha.

Posicionalmente, Harangody es un buen defensor y no hace malos uno contra uno, pero en este deporte si no tienes altura y no tienes cuerpo para tu posición lo pasas mal, y más aún si tienes en frente a los mostrencos que hay en la NBA. Aparte, dispone de un gran salto vertical que le permite ser uno de los grandes reboteadores de la liga.


Otros jugadores a tener en cuenta en esta Big East son: Earl Clark y Terrence Williams (Louisville), DaJuan Summers (Georgetown), Scottie Reynolds, Corey Fisher y Corey Stokes (Villanova), Jerel McNeal y Dominic James (Marquette), Kyle McAlarney (Notre Dame), AJ Price y Jeff Adrien (Connecticut), Scoop Jardine y Paul Harris (Syracuse) y Levance Fields, Sam Young y DeJuan Blair (Pittsburgh).

0 comentarios: