Dallas Mavericks: 2008/2009



Probablemente el cambio en los banquillos de Dallas no haga mucha mella entre la plantilla y los aficionados. Los Mavericks se han convertido en estos últimos años en un equipo difícil de entrenar y dirigir y Cuban empieza a desesperarse viendo que el equipo no funciona y que los refuerzos traídos y los trades hechos estos últimos 2 años tampoco terminan de beneficiarle.
Gradualmente pasan las temporadas los Mavericks se están viendo cada vez más lejos de luchar junto a los cocos de la Conferencia Oeste, y si se descuidan esta temporada pueden incluso quedarse fuera.

Rick Carlisle ha sido el elegido por Mark Cuban para suplir al criticadísimo, incluído alguno de sus propios jugadores, Avery Johnson; y dado el carácter defensivo del ex-entrenador de Indiana Pacers veremos a ver que tal se acopla la plantilla a este nuevo sistema. Aún así, han habido pocos cambios de jugadores este verano y los que ya estaban parece que andan un tanto requemados: Dirk Nowitzki desde que consiguió llegar a la final NBA está frustrado, ya no consigue liderar a su equipo dentro de la cancha, Jason Kidd ya no es el jugador mediático que lideró a New Jersey a unas finales NBA y el paso de los años lo está desgastando, Josh Howard realizó una horrible temporada pasada y unos Playoffs peores aún y este verano no ha tenido otra cosa que hacer que declararse antipatriota, Jason Terry sigue también de capa caída, ya que el paso del tiempo le ha hecho ser un jugador más lento y menos eficaz con sus lanzamientos, mientras que Erick Dampier lleva perdido en Dallas desde que llegó traspasado desde los Warriors hace ya unas cuantas temporadas, veremos si el nuevo sistema defensivo de Carlisle puede resurgirlo. El único jugador que ha tenido una cierta regularidad e incluso mejora en los Mavericks es Brandon Bass, un jugador lleno de garra capaz de aportar en casi todas las facetas del juego, darle intensidad a un partido e incluso liderar al equipo en aspectos anotadores.
Del resto de jugadores del banquillo Mav no hay mucho que destacar, si acaso Gerald Green que ha hecho una más que aceptable liga de verano y ha acabado la pretemporada bastante enchufado, lo que le ha valido el contrato para esta temporada.
De entre las caras nuevas el único medianamente destacable es el jóven alero Shawne Williams, que llegó recientemente procedente de Indiana Pacers. Es un jugador que alberga un gran potencial, y es de características similares a su ex-compañero Danny Granger, por lo que si Carlisle consigue motivarlo puede ser una opción interesante desde el banquillo. Tras un breve paso por el TAU Baskonia, James Singleton se ha hecho un hueco en el roster de un equipo NBA tras abandonar la disciplina de los Clippers hace 2 años y DeSagana Diop vuelve a Dallas tras haber formado parte del paripé del trade de Jason Kidd.
No ha habido bajas destacables, las únicas las de Malik Allen y el veterano base Tyronn Lue, que se han comprometido con Milwaukee Bucks.

PLANTILLA

Guards: Jason Kidd, Jason Terry, J.J. Barea, Antoine Wright y Jerry Stackhouse.
Forwards: Dirk Nowitzki, Josh Howard, Brandon Bass, James Singleton, Gerald Green, Devean George y Shawne Williams.
Centers: Erick Dampier y DeSagana Diop.

Coach: Rick Carlisle.

0 comentarios: